Lo siento

Las etapas del “perdón”

 

Cuando llega el terrible momento de pedir perdón, son varias las personas que se echan para atrás. En este posteo se podrá tomar nota de 4 etapas fundamentales para aprender a pedir perdón.

  • Sinceridad: Lo fundamental y clave de esta etapa es que si al momento de pedir disculpas uno no es sincero, todo lo bueno que traiga consigo ese acto para la persona elegida, se transformará en un acto de mentira y de cobardía.
  •        Rapidez: A veces uno discute o tiene una pelea con alguien muy cercano y al ser tan allegado a uno esa persona deja pasar mucho tiempo para pedir disculpas. El problema es que si uno demora en disculparse, la disculpa pierde credibilidad, presenta signos de desconfianza y, al mismo tiempo, da lugar a que varias personas puedan opinar y por lo general esas opiniones no serán una lluvia de halagos. Por lo general el error más común que suele existir en una crisis es demorarse en generar la disculpa apropiada.

Si uno demora en pedir disculpas, la otra persona puede ponerse a pensar ¿Por qué tardara tanto en pedir perdón? ¿Está preparando sus excusas? Y si la otra persona piensa eso de uno no es un buen indicio, por eso la rapidez al pedir disculpas es esencial.

  • Disculpa con compromiso: A veces para muchas personas con disculparse no es suficiente, ya que para algunos la disculpa siempre tiene que estar acompañado de un compromiso. Estos pueden ser: comprometerse con una buena acción, compensarlo con algún presente significativo, comportarse de manera adecuada a las disculpas. Todas estas maneras son opciones para acompañar el perdón y que todo sea más flexible.
  • Actuar en consecuencia: A veces no se trata de sólo una cuestión de palabras y una buena estrategia para poder recompensarlo, sino que toda disculpa generan un compromiso a la hora de actuar y no volver a cometer el mismo error.

via